Habitantes de Cuesta Blanca, municipio de Palmar de Bravo, agredieron con armas de fuego, palos y piedras a elementos del Ejército Mexicano, incluso volcaron el camión donde se trasladaban, luego de que fueran decomisados un par de vehículos con hidrocarburo aparentemente robado.

El ataque se registró ayer por la tarde, cuando los efectivos militares fueron emboscados en el camino de terracería a la comunidad de Guadalupe Piletas.

Al lugar acudieron más elementos de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) para rescatar a sus compañeros y recuperar las dos unidades que transportaban combustible.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.