La ordenanza reduce las restricciones sobre el uso personal y la posesión de los hongos psilocibios, también conocidos como hongos alucinógenos, para personas mayores de 21 años.

Sin embargo, no legaliza la compra, venta o posesión de la droga. Pero ordena a los oficiales de policía a colocar a los usuarios de psilocibina en sus prioridades más bajas.

La iniciativa pasó con la aprobación del 50.56 por ciento de los electores, contra el 49,44 por ciento que se opuso.

Los defensores de la nueva ley señalan estudios que dicen que los hongos psilocibios no son considerados adictivos y pueden ser usados contra la depresión o la adicción a los opiáceos, que causa miles de muertes cada año en Estados Unidos.

“Los humanos han usado estos hongos por miles de años para salud, rituales de paso, acercamiento espiritual”, dijo la organización Decriminalize Denver, que en enero había anunciado que tenía las firmas suficientes para llevar la medida a las urnas.

La adopción de la nueva ley pone nuevamente a Colorado una vez más al frente de la despenalización de las drogas en Estados Unidos, luego de que se convirtiera en uno de los primeros dos estados en legalizar la marihuana en 2012.

FUENTE: LÓPEZ DÓRIGA DIGITAL

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.