El Gobierno de Estados Unidos anunció este miércoles un plan destinado a permitir la detención de familias y niños indocumentados durante más tiempo de lo que permiten las normas actuales con el fin de frenar la avalancha de migrantes sin papeles que llegan de Centroamérica.

El Departamento de Seguridad Nacional explicó en un comunicado que la decisión, que será publicada en el Registro Federal este viernes y entrará en vigor en 60 días desde entonces, está destinada a poner fin al llamado Acuerdo de Flores, que desde 1997 establece medidas de protección para los niños migrantes no acompañados, desde prestaciones sociales a períodos de detención máximos de 20 días.

Según el Departamento de Seguridad Nacional, ese acuerdo “originalmente debía permanecer vigente durante no más de cinco años”, pero se ha prorrogado sin que las administraciones anteriores a la actual adoptaran una regla definitiva.

De publicarse la medida, las familias de indocumentados detenidos en Estados Unidos se mantendrían juntos mientras se define su situación migratoria en instalaciones aprobadas previamente por el Departamento de Salud y Servicios Humanos de Estados Unidos, un proceso que puede prolongarse durante varios meses.

FUENTE: LÓPEZ DÓRIGA DIGITAL

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.