La administración del presidente Donald Trump ordenó a los guardaparques de Estados Unidos que viajen a la frontera con México para combatir la migración ilegal y a los narcotraficantes.

La medida viene luego de que la Cámara de Representantes controlada por los demócratas se ha negado a financiar el plan de seguridad fronteriza del presidente Trump, que exige más barreras y una aplicación de la ley reforzada a lo largo de la frontera.

Guardabosques del Parque Nacional Great Smoky Mountains en Carolina del Norte, del Parque Nacional Elias en Alaska, del National Mall en Washington, DC, y del Parque Nacional Zion en Utah, entre otros, se trasladan temporalmente a Arizona y Texas para trabajar con agentes de la Patrulla Fronteriza.

Los funcionarios del parque señalaron que ya les dijeron que deberían continuar enviando guardaparques a la frontera hasta septiembre de 2020.

FUENTE: LÓPEZ DÓRIGA DIGITAL

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.