Google pagó más de mil millones de dólares a las autoridades francesas como acuerdo a una antigua querella por fraude impositivo, informó este jueves la compañía tecnológica.

Un tribunal de París aprobó una multa de 500 millones de euros (551 millones de dólares) debido a acusaciones de fraude fiscal, y Google informó que había pagado otros 465 millones de euros (513 millones de dólares) por “impuestos adicionales”.

Las autoridades francesas señalaron que desde 2015 han estado investigando el arreglo fiscal de la firma.

“Estamos convencidos de que una reforma coordinada del sistema de impuestos internacional es la mejor manera de ofrecer un marco legal a las empresas que operan internacionalmente”, dijo Google.

El acuerdo con la firma se hace en un momento en que el Gobierno francés aumenta su esfuerzo para gravar de forma más justa las operaciones digitales de las compañías.

FUENTE: ELFINANCIERO.COM.MX

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.