La jefa del Gobierno de Hong Kong, Carrie Lam, anunció que pospondrá durante un año las elecciones legislativas de la ciudad, previstas inicialmente para el próximo 6 de septiembre, por el “riesgo sanitario extremo” que supone la tercera oleada de contagios por COVID-19.

En una comparecencia ante los medios, Lam negó las denuncias de la oposición prodemocrática de que este aplazamiento se deba a motivos políticos: “La decisión solo tiene que ver con garantizar la salud pública y tiene como objetivo que los comicios se celebren de forma justa y abierta. No hay ninguna causa política”.

Entre las razones esgrimidas para aplazar los comicios destaca el riesgo de contagio debido a la aglomeración de votantes y trabajadores en los colegios electorales o la imposibilidad para los hongkoneses residentes en el exterior de regresar para votar debido a la obligación de guardar dos semanas de cuarentena.

Fuente: https://lopezdoriga.com