Por Laura Montes

 

A 1 mes de iniciar oficialmente las Campañas Políticas para elegir Gobernadores en algunos estados, Presidentes Municipales en algunos otros y Diputados Locales y Federales, la pregunta del millón es ¿Cómo convertirán en votos esos likes y seguidores de redes sociales?

Las campañas “tradicionales”, han entrado también a su “Nueva Normalidad”, el tradicional activismo no se verá en estas elecciones, por las restricciones del gobierno en medio de una pandemia, hablemos entonces del “Activismo Digital”.

El Marketing político se encarga de generar una relación entre el candidato y los electores, construyendo un puente de comunicación para transmitir cercanía, empatía, y a través del arte de la seducción conquistar la aceptación de la ciudadanía, esto normalmente se ha logrado bajo 3 acciones básicas recomendadas en el marketing político: comer, bailar y tocar a la gente, como mi amigo Jürgen Klaric, experto en Neuromarketing, siempre menciona.

Los Coordinadores de estructuras “tradicionales” son las responsables de poner al candidato en eventos y reuniones en donde pueda realizar estas 3 acciones para comenzar a conectar con las personas e ir fidelizando en su caminar.

Los actos públicos, como estrategia electoral, siempre ha sido uno de los ingredientes de la formula NO secreta, para ganar adeptos y aumentar así el poder de interactuar.
Está comprobado científicamente a través del Neuromarketing que el tener contacto físico con las personas (tocar su mano, su hombro, o su brazo) tiene 3 veces más impacto y puedes fidelizar más fácilmente, ya que se activan todos los sistemas del cuerpo.

Se puede decir entonces, que antes se ganaban las elecciones caminando y abrazando a las personas, la pregunta ahora es, en redes sociales ¿cuál es la estrategia que sustituye el contacto físico y la cercanía en la calle?

El Reto

El gran reto de los estrategas y asesores de campañas es poder darle el lugar que se han ganado las redes sociales en esta “Nueva Normalidad”, aunque el tema digital ha crecido cada vez más en el último trienio, el último año ha tomado un papel estelar en las campañas políticas, los expertos dicen que un 80% será activismo en aire, es decir a través de redes sociales y solo un 20% activismo en calle.

El reto es doble, no basta con que el Asesor lo conciba de esta manera, el candidato tiene que entender que todas las acciones a realizar para generar contenido en redes sociales, es lo que lo hará la diferencia en su campaña.

La buena noticia

En la actualidad, las redes sociales reúnen a 3,500 millones de usuarios al día, lo que equivale al 45% de la población actual (Emarsys 2019). De este porcentaje el 68% se encuentra en Facebook.

En un estudio que realizó We Are Social en conjunto con Hootsuite se obtuvo que el 71% de la población en México ya tiene acceso a la web (2021).

Es decir, vivimos en una época digital, en la que las personas ya adoptaron las redes sociales como un canal básico de comunicación, y en el tema político cada vez más personas interactúan con los Candidatos, dicho esto, el canal de comunicación está y se usa, 2 ventajas a favor, el reto está en saber utilizarla y lograr los objetivos.

Para esto no basta en contratar a una persona como Community Manager y subir contenido, se debe entender que las redes deben tener una estrategia que vaya alineada con la comunicación del candidato, y esto, no lo genera un Community Manager. Si bien las acciones básicas como: segmentar el mensaje, usar el lenguaje del candidato, definir el horario de las publicaciones, y realizar un calendario para organizar el contenido a publicar, son importantes, hay acciones elementales que se deben realizar con la información y el acceso a la data que las redes sociales nos brindan , como son: intereses, tendencias y preferencias de las personas, emociones, conocer que los mueve en temas aspiracionales y de qué manera reaccionan, cuáles son sus miedos, entre otros.

Imaginen tener el zócalo de la ciudad de México con 200 mil personas de diferentes edades, diferentes religiones, ideología, y que hablen diferentes idiomas, ¿cómo haces para llegar con un mismo mensajea todos? Pasa lo mismo en Redes Sociales, por eso es tan importante una estrategia de comunicación para saber en qué idioma le hablarás a cada segmento, de qué manera harás que tu mensaje sea entendido y a través de qué red, entender que cada red social es diferente, es básico para comenzar a definir la estrategia.

El cierre

De los males el menor. La pandemia llego cuando tenemos un avance considerado de acceso a internet, imaginen el mismo escenario 30 años atrás, y todavía le ha dado un año de ventaja a los candidatos para que las personas se adapten a la “Nueva Normalidad”.

Como Dato

Los influencers ayudan a construir confianza, el 49% confía en recomendaciones de ellos en las redes sociales (Omnisend 2019). La demanda que tienen con los productos y servicios va en aumento, por lo que ser considerados en estas campañas políticas, no esta tan descabellado. Pero de esto, platicamos en otra edición.

Recuerden que las cosas más básicas y más simples son las que conquistan a las personas, por eso, hablemos de Marketing.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.