Por: Julio César Silva Cetina | Correo: jsilva@palcoquintanarroense.com | Twitter: @JulioCsarSilva | @PalcoQr

 

 

El primer Gobernador de Quintana Roo, Jesús Martínez Ross, alimentó celos políticos porque los presidentes municipales de Benito Juárez que le tocó –Jorge Alarcón Morali y Felipe Amaro Betancuort- tenían trato directo con el Presidente Luis Echeverría Álvarez.

Mario Villanueva Madrid y Carlos Cardín Pérez, quienes hicieron campaña al Gobierno del Estado y a la presidencia municipal de Benito Juárez, respectivamente, como “la mancuerna del cambio”, mantuvieron constantes diferencias durante su gestión y terminaron rompiendo a pesar de ser compadres.

Magali Achach Solís y Juan Ignacio García Zalvidea, el primer alcalde no priista, no la llevaron bien con Joaquín Hendricks Díaz, quien con este último protagonizó batallas judiciales que llegaron a la Suprema Corte de Justicia de la Nación que, a final de cuentas, le dio la razón a “Chacho”.

Julián Ricalde Magaña, alcalde emanado del PRD que prometió no pelearse “con mi gobernador”, Roberto Borge Angulo, tampoco la llevó bien con el hoy detenido en Panamá.

Paul Carrillo de Cáceres fue Presidente Municipal durante la segunda parte del Gobierno de Roberto Borge con escasa capacidad de maniobra. Los funcionarios clave de su gestión fueron nombrados por el ex gobernador, a quien rendían cuentas.

Ahora toca el turno a Remberto Estrada Barba, el alcalde más joven en la historia de Cancún, y al Gobernador Carlos Joaquín González. Hace apenas unos días ambos firmaron en Chetumal un acuerdo en el que también participaron los presidentes municipales de Solidaridad y Othón P. Blanco, Cristina Torres y Luis Torres Llañez, respectivamente, para implementar el mando único policial en los tres municipios con más problemas de seguridad. Sin embargo, parece que las cosas no van bien, que se repite la historia que se ha registrado en otras gestiones.

El Gobernador declaró que el Ayuntamiento Benito Juárez “ha tomado acciones contrarias a las decididas en la mesa de Seguridad que reúne a los tres órdenes de Gobierno, lo cual puede comenzar a provocar algún tipo de problemática contra la delincuencia”. En respuesta, Remberto Estrada viajó a la ciudad de México y difundió que se reunió con el Secretario de Gobernación Miguel Ángel Osorio Chong, quien, según dio a conocer, lo respaldó en todas las acciones que ha emprendido en materia de seguridad.

Las diferencias entre gobernadores y presidentes municipales de Benito Juárez no son nuevas. ¿Qué desenlace tendrá el de ahora?

Ojalá la sociedad no quede de rehén nuevamente.

Artículos Relacionados

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.