José Antonio González Anaya, titular de la Secretaría de Hacienda y crédito Público, aseguró que el gobierno federal mantendrá la política de ajustes graduales en el costo al público de las gasolinas, ya que esto ha permitido mantener el precio de los combustibles en México como en el resto del mundo.

A partir de la liberalización de los precios, el costo al público de la gasolina es fijado por cada propietario de estación de servicio.

 

En la determinación del precio de las gasolinas que se consumen en México influye la cotización internacional del petróleo, el tipo de cambio del peso frente al dólar –dado que el país importa más de la mitad del consumo–, el costo de transportación y el margen de ganancia de los distribuidores. El gobierno federal, mediante la fijación del impuesto sobre producción y servicios, influye en el precio final.

 

Al ser interrogado sobre la promesa que hizo el actual gobierno de terminar la administración con tasas de crecimiento económico de 5 por ciento anual dijo: Habría que hacer un balance completo sobre todos los logros que se han tenido y hay un logro muy importante: se han generado más de 3.1 millones de empleos formales. Es una cifra histórica, casi el doble de lo que se había hecho en los cinco años de cualquier administración. O sea, ahí va caminando.

Fuente: Agencias

 

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.