Donald Trump admitió este jueves que su dura postura frente a México en las negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) es una represalia por lo que considera es su negativa a ayudar a Estados Unidos a detener los flujos migratorios a través de su territorio, incluso culpó al gobierno de nuestro país de promover la migración ilegal hacia Estados Unidos.

“México está haciendo 100 mil millones de dólares al año a expensas de nosotros por el terrible TLCAN, y estoy siendo duro. Una de las razones por las que estoy siendo duro, es porque ellos no hacen nada por nosotros en la frontera”, dijo.

Hablando ante reporteros en una reunión con su gabinete, Trump indicó que cuando es interrogado sobre la razón detrás de su intransigente postura para renegociar el TLCAN, su respuesta es: “estoy siendo duro, porque es un terrible acuerdo para Estados Unidos”.

En ese sentido, acusó que el gobierno de México promueve la migración ilegal hacia Estados Unidos, pues no impone ningún tipo de control en su territorio e incluso deja circular a traficantes de drogas y personas.

“Francamente ellos alientan a la gente para caminar por México hacia Estados Unidos, porque sus narcotraficantes, sus traficantes de personas, sus coyotes, son algunas bellezas”, manifestó.

Sin ofrecer evidencia para apoyar sus declaraciones, Trump indicó que su vecino, solo busca “tomar nuestro dinero y enviarnos drogas”.

“México no está haciendo nada por nosotros. Nada. Ellos tienen las leyes de inmigración más duras y podrían hacer todo lo que quisieran. Podrían mantener a la gente fuera de México“, aseguró Trump.

 

-Reforma

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.