23.9 C
Mexico City
miércoles, mayo 22, 2024

GÁLVEZ PROPONE PRUEBA DE EVOLUCIÓN PATRIMONIAL PARA FUNCIONARIOS

Reunida con el Consejo Nacional Agropecuario, Xóchitl...

SHEINBAUM MINIMIZA ‘MAREA ROSA’ Y DENUNCIA COMPRA DE VOTOS

Claudia Sheinbaum, candidata presidencial de la coalición...

NICARAGUA: ORDENAN DEPORTACIÓN DE ESTUDIANTE MEXICANO

InternacionalNICARAGUA: ORDENAN DEPORTACIÓN DE ESTUDIANTE MEXICANO

«Se declara culpable y debe pagar una multa de 160 dólares» indicó el juez Managua Willian

La justicia nicaragüense ordenó este miércoles deportar al estudiante mexicano Jobany Torres Becerra a su país de origen y cobrarle una multa de 160 dólares, tras declararlo culpable por fingir su desaparición, informó la justicia.

«Se declara culpable a Jobany Torres por el delito de simulación del delito», por el cual «deberá pagar la cantidad de 4.579 córdobas (160 dólares) en favor del sistema penitenciario», indicó el fallo dictado por el juez Penal de Managua William Vargas.

Como se trata de un extranjero, «se procede a ponerlo a la orden de Migración y Extranjería para su debida deportación a su país de origen una vez que se verifique el pago de la multa», señala la resolución.

Torres, de 23 años, llegó a Nicaragua el pasado 10 de marzo para realizar una pasantía en la empresa minera Hemco, en el Caribe norte, como parte de sus estudios en la Universidad Autónoma de Zacatecas, México.

El pasado 30 de mayo, el joven abandonó la empresa sin avisar a la compañía minera, que al día siguiente reportó su desaparición a la policía. La denuncia provocó una movilización policial para su búsqueda.

Según la acusación presentada por la fiscalía, después de abandonar la empresa minera el joven viajo a Managua, donde el 31 de mayo informó a su familia que estaba siendo perseguido y temía que no lo dejaran regresar a su país.

Con ese argumento, Torres pidió a su familia que le compre el boleto de regreso, pero cuando intentó viajar el 1 de junio, fue detenido por la policía para investigar si las amenazas eran ciertas. La policía determino luego que las amenazas eran falsas.

Otro contenido